TO BE, OR NOT TO BE…

¿Aún tienes dudas?

No te preocupes, aquí encontrarás respuesta a las preguntas frecuentes que suelo recibir.

¿ Y yo qué me pongo?

Tu ropa preferida, así de sencillo. Se trata de que estéis cómodos y actuéis normalmente. Ni se os ocurra compraros ropa especial para la ocasión, ni tampoco aparecer todos conjuntados, a no ser que a todos os encante ir con vaqueros y camiseta blanca. No obstante, sí que es recomendable que, en lo posible, evitéis estampados excesivamente llamativos y logos de marcas muy grandes, porque suelen llamar demasiado la atención. Recordad, lo importante sois vosotros, no lo que llevéis puesto.

¿Tengo que preparar la sesión de alguna manera?

No, lo mejor que puedes hacer es dejarte llevar. No obstante, sí hay algunas cosas que puedes hacer para que se desencadenen las emociones que surgen cuando interactuáis. Lo mejor es pensar en actividades de las que soléis hacer habitualmente. Nada del otro mundo, no te rompas la cabeza. No importa demasiado qué actividades sean, puesto que son simplemente un medio que os ayudará a ser vosotros mismos. Por ejemplo: en vuestra casa, podéis preparar un bizcocho, o jugar a indios y vaqueros, hacer manualidades, etc.; en la calle, podéis jugar al balón, hacer un picnic en el monte, ir a la playa a volar una cometa… Lo que vosotros decidáis estará bien para mi.

Hemos planificado la sesión en nuestra casa. ¿Debo contratar una empresa de limpieza para dejarlo todo como los chorros del oro?

No, en absoluto, ni tampoco tienes que perder toda la mañana en zafarranchos de limpieza. Soy padre de niños pequeños y sé perfectamente que las cosas no suelen estar siempre en su sitio cuando hay críos alrededor. Afortunadamente, eso llena la casa de vida y es perfecto para el enfoque documental de mis fotografías. Además, soy ágil y estoy acostumbrado a esquivar piezas del Lego, muñecas, cacharritos de cocina y hasta dinosaurios. Relajaos y disfrutad.

Hemos planificado la sesión en exteriores pero va a hacer mal tiempo. ¿Podemos cambiar la cita?

Claro, sin ningún problema. Si vuestro deseo en que os haga fotos mientras paseáis por el monte y está anunciada una ciclogénesis explosiva para ese día, podemos ponernos en contacto el día anterior para buscar un plan alternativo o aplazar la sesión.

Llevo fatal eso de posar. ¿Podemos saltarnos esa parte?

Por supuesto. Mi fotografía se basa en documentar lo que hacéis sin daros indicaciones de ningún tipo. Puede que, si lo deseáis, al comienzo de la sesión emplee unos pocos minutos (15 como máximo) en hacer algún retrato formal, para el que yo os daré las indicaciones oportunas. Eso sí, si tenéis posado-fobia aguda, no hay problema ninguno en evitar los retratos por completo. El resto del tiempo, podréis actuar como si yo no estuviera y preocuparos sólo de disfrutar de vuestro tiempo en familia.

Somos una familia muy numerosa. ¿Hay un máximo de personas permitidas en la sesión?

No, pueden venir todas las personas que queráis, cuantos más mejor. Me encanta esa escena de El camarote de los Hermanos Marx

Tenemos mascotas, ¿tienes alguna alergia?

Por desgracia, sí, a los gatos. Pero no hay ningún problema si me avisáis de ello con anterioridad, porque podré tomar la medicación correspondiente para no estar estornudando continuamente y asegurarme de que las fotos no salgan movidas. Nobody is perfect…

¿Puedo subir las fotografías que nos entregues a Facebook u otras redes sociales?

¡Claro! Te animo a ello. Este es el motivo por el que entrego fotografías en baja resolución. El único requisito es que me cites como autor de las fotos y que dejes un link a mi página web. Por mi parte, también subiré algunas de vuestras fotografías a mi web y a las redes sociales que manejo con objeto de promocionar mi trabajo.

No quiero que mis fotografías se muestren en Internet. ¿Hay algún inconveniente?

La publicidad de mi trabajo a través de Internet y las redes sociales es fundamental para darme a conocer y conseguir futuros encargos. Por este motivo, en caso de que desees que vuestras fotografías no aparezcan en la red, será necesario abonar una cláusula de exclusividad de 200 €.

¿Cuánto tardas en entregar las fotos?

Habitualmente, el plazo de entrega oscila entre 2 y 3 semanas, aunque puede variar en función de la carga puntual de trabajo.

¿Editas las imágenes?

Sí, edito personalmente todas y cada una de las imágenes que os entrego.

¿Podemos solicitar los negativos digitales en formato RAW para editarlos nosotros mismos?

No, en ninguno de los casos. La edición de las imágenes corre exclusivamente a mi cargo porque es parte indisoluble de mi labor como fotógrafo. Además, creedme, editar es un tostón.

¿Qué incluyen tus servicios?

La respuesta a esta pregunta la encontrarás aquí.

¿Cómo debo realizar el pago?

El 50% del importe se realizará por adelantado, y el 50% restante al recibir las fotografías (no se entregará ninguna fotografía sin haber realizado previamente el pago completo). Todos los pagos podrán efectuarse tanto al contado como por transferencia bancaria.

¿Todo claro? ¿Preparados para despegar? ¡Bien!

Sólo tienes que ponerte en contacto conmigo y contarme tus ideas. Os acompañaré encantado a donde decidáis.

¿QUIERES UN EBOOK GRATUITO PARA APRENDER A SACAR MEJORES FOTOS A TUS HIJOS?

¡SÍ, LO QUIERO!